Tag Archives: Pedro-Miguel

Los Asentamientos de Plata- Red Tank, CZ 1ra Parte

La entrada a lo que fuese Red Tank. circa 1941

Red Tank circa 1920.
Photo gracias al Señor Charles Chevalier

Los orígenes del asentamiento Red Tank es hasta el día de hoy confuso y no muy bien documentados. Para una ciudad que fue establecida durante los días de la construcción del Canal de Panamá, en los años de 1904-1914 sus comienzos son inciertos. Continue reading

Los Asentamientos de Plata- Paraiso, CZ 2da Parte

Arriba, vista aérea de Paraíso circa 1955
gracias a CZimages.com
Abajo, vemos el Paraíso Civic Center
que se ha preservado en su estado original.


Como hemos observado, se puede identificar el origen de la mayoría de los asentamientos de Plata desde sus orígenes durantes el periodo de construcción del ferrocarril hasta los de la Zona del Canal y Paraíso y sus entornos no tienen comienzos ni finales diferentes ni son de ninguna excepción. El Ferrocarril de Panamá cruzaba desde el este al banco del oeste en caballetes en este mismo punto que seguía hasta el banco izquierdo del Río Grande por unas cuatro millas y seguidamente cruzaba los tributarios principales del rió que son el Pedro Miguel, Caimitillo y el Cárdenas.

Después del Valle de Paraíso allí empezaba el amplio llano de Corrisal, hoy llamado Corozal, y luego el pantano de Correndeu, hoy Curundú, en donde el pico del Monte Ancon puede divisarse en la distancia y a la izquierda el Cerro de Bucaneros. Cuando las aguas de los océanos fueron entrar a los “cortes,” como el de Culebra un puente pontón era utilizado para que los trenes hasta que los rieles pudieran ser removidas al banco del lado este. La división de dragado y su jefatura iba a permanecer en Paraíso hasta que terminara de construirse el asentamiento de Nuevo Gamboa.

En 1904 cuando los Estados Unidos compra los derechos a las instalaciones de la compañía francesa, los americanos que llegan a Paraíso encuentran muchos de los edificios y talleres de maquinaria de la compañía francesa todavía en estado perfecto y usable, así que restauraron muchos de ellos para su uso. Los talleres de mecánica y maquinaria de los franceses fueron utilizados para reparaciones ligeras a las locomotoras y para los excavadores hasta 1908 cuando los trabajos se cambiaron a Gorgona y a Emperador.

En 1908, como los trabajos del canal fueron reorganizados, los talleres de Paraíso fueron abandonados y sobre todo utilizados como almacenes. Así fue que Paraiso empezó a ser utilizado como comunidad residencial para empleados que trabajaban en las Esclusas de Pedro Miguel y para los trabajadores del ferrocarril que laboraban y vivían en Pedro Miguel. Durante estos tempranos días de la historia los ingenieros de locomotoras quienes eran de raza blanca estadounidense, se consideraban la aristocracia de Paraíso.

Puesto que ese asentamiento de Paraíso estuvo al borde de los trabajos de las excavaciones durante ese período de la construcción (1904-1914) el área estaba de vez en cuando sujeta a derrumbamientos. A pesar de eso, la ciudad tenía su propio comisariato, oficina de correos, hospital, iglesia, sala de logia, un mercado público e incluso un gazebo en donde tocaban las bandas de músicos.

Paraíso, jugaría un papel de anfitrión a dos presidentes visitantes de los Estados Unidos durante el período. El Presidente Theodore Roosevelt se detuvo en Paraíso mientras viajaba por tren en el 1906; allí dirigió algunas palabras a los trabajadores y examinó el progreso de las excavaciones. En 1910 el presidente William H. Taft rinde honor a la ciudad en su visita, en una de sus cinco visitas al istmo, y da un discurso a los trabajadores de Paraíso.

En julio de 1913, la división de dragado elige a Paraíso como su jefatura, y las tiendas de máquina de la ciudad son restauradas nuevamente para reparar las rastras usadas para mantener el Corte Culebra abierto al tráfico de naves. Al llegar a 1918, reducen la mano de obra de la división de dragado ya que el peligro de los deslizamientos de tierra había disminuido algo. La fuerza de trabajo de personal norteamericana de raza blanca de Paraíso se traslada a la ciudad próxima de Pedro Miguel. Paraíso entonces queda como residencia exclusiva de Westindian y completamente segregada a ser un asentamiento de raza negra “Silver Roll” o de “Plata.” Las áreas residenciales de Paraíso, entonces, son divididas en subdivisiones renombradas ciudad de Jamaica Ton, Colina de Hamilton y Spanish Ton.

Alguna gente Westindian residían en los montes cercanos como precaristas y construían sus propias residencias con madera desechada de las construcciones y con cajones de dinamita. De hecho, las latas grandes de cinco galones desechadas, sobretodo, se reciclaban para almacenar aceite de cocinar que también llamaban aceite de ensalada. Estas vasijas de metal de pronto se convierten en útiles materiales para la construcción de viviendas en especial para los techos de sus viviendas.

Muchos de esos residentes de los “montes aledaños” trabajaban en la zona del canal pero mantenían sus hogares en el monte. Entre tanto tenían todos los privilegios como de la tienda del Comisariato, clubhouse, y hasta privilegios de hospitalización. Además mantenían una forma de vida separada en esos montes, dedicándose a la caza y al cultivo de pequeñas hortalizas como si fuesen dueños pequeños de granjas sostenibles. En la caza los ciervos y el saino o cerdos salvajes eran sus presas preferidas por ser que muchos de ellos poseían jaurías de perros de caza para esos propósitos. Los perros eran alimentados con comida desechada de los comedores militares. Esos perros eran a menudo usados por sus dueños para servir de guías a los militares quienes eran fanáticos de la caza y empleaban a los Westindian para organizar partidas privadas de casería.

En 1936, la división de dragado se traslada oficialmente al pueblucho de Gamboa, que, para esos entonces, había sido abandonado como asentamiento de la zona del canal. Es enteramente abandonado en 1938 y se convierte en un fuerte militar en noviembre del año de 1939. El llamado “Campo Paraíso” se convierte en el hogar de las tropas de la 5ta Infantería Norteamericana, y construyen barracas y edificios oficiales para las tropas, una tienda especialmente para suplir las tropas, y un cine teatro en donde se pasan películas. Ahora, como “fuerte” se dedica a la defensa del Canal. Eventualmente, en 1943, se abandona como fuerte militar para volver a ser un pueblo residencial.

Esta historia continuará.